Páginas vistas en total

martes, 4 de noviembre de 2014



Sábado, 1 de octubre de 2014
Aunque parecía una tarde desapacible, acabó siendo muy divertida. Yo fui con mi hermano y con mi padre, que llegamos tarde. Luego fuimos por un sitio que no era, llovía paraba, llovía paraba, pero al final nos acabamos encontrando con vosotros.


Nosotros nos salvamos un poco pero a vosotros os cayó un chaparrón en medio de la clase de salto. Unos se refugiaron en cuevas, otros debajo de lo que encontraban y algunos lo hicieron debajo de una tabaiba, o al menos lo intentaron.












También se soltaron dos pardelas que había traído Quique. Estuvimos al igual que la lanza, así que fue un poco más difícil el salto. Después de la última llovizna, el tiempo se portó y no volvió a llover. A parte, fue el primer día que he ido al salto este curso, y estaba un poquitín espesa. Hicimos saltos a pies juntos, de banda y algunos a regatón muerto. Más tarde, bajamos el barranco que llevaba hasta el mar, una pequeña playita. Allí estuvimos un rato practicando el salto de lado a lado, con charquito debajo incluido.

                                                                                           
                                                                                          
Muchos le cogisteis el tranquillo enseguida, pero a otros nos costó un poco seguir el ritmo, porque hacía mucho tiempo que no lo hacía. Los saltos de lado a lado en ese barranquillo me parecieron muy bonitos porque tenías el mar enfrente y, aunque estuviese nublado, las vistas eran bonitas. Después de estar un rato allí fuimos subiendo por el camino hacia la escuela. 




Luego se fueron todos excepto Laura, Javi el de Santa Cruz, mi padre, mi hermano y yo, que nos tomamos algo en el bar. Al final nos despedimos y nos fuimos.


Hasta el próximo sábado!!

Pilar

No hay comentarios:

Publicar un comentario